Día Mundial del Síndrome de Down

El 21 de marzo de cada año, se celebra el Día Mundial del Síndrome de Down. Este síndrome se descubrió en 1959 como un desorden de cromosomas en el ser humano y es un tema de actualidad permanente al afectar en el día a día de forma muy variada a un amplio rango de personas en todo el mundo.

El acceso adecuado a la atención de la salud, a los programas de intervención temprana y a la enseñanza inclusiva, así como la investigación adecuada, son vitales para el crecimiento y el desarrollo de las personas con Síndrome de Down.

¿Qué es el Síndrome de Down?

El Sindrome de Down es una condición genética ocasionada por la presencia de un cromosoma extra en el par 21 de las células del ser humano, también conocida como “Trisomía del par 21”. Esta condición genera un “síndrome”: un conjunto muy amplio de signos y síntomas que produce alteraciones en el desarrollo y que varía de una persona a otra.

El Síndrome de Down no es una enfermedad y, por lo tanto, no requiere ningún tratamiento médico en cuanto tal. Además, al desconocerse las causas subyacentes de esta alteración genética, resulta imposible conocer cómo prevenirlo.

La salud de los niños con Síndrome de Down no tiene por qué diferenciarse en nada a la de cualquier otro niño, de esta forma, en muchos de los casos su buena o mala salud no guarda ninguna relación con su trisomía. Por lo tanto podemos tener niños sanos con síndrome de Down, es decir, que no presentan enfermedad alguna.

Sin embargo, hay niños con Síndrome de Down con patologías asociadas. Son complicaciones de salud relacionadas con su alteración genética: cardiopatías congénitas, hipertensión pulmonar, problemas auditivos o visuales, anomalías intestinales, neurológicas, endocrinas, entre otras. Estas situaciones requieren cuidados específicos y sobre todo un adecuado seguimiento desde el nacimiento.

Afortunadamente la mayoría de ellas tienen tratamiento, bien sea por medio de medicación o por medio de cirugía; en este último caso, debido a los años que llevan realizándose estas técnicas, se afrontan con elevadas garantías de éxito, habiéndose superado ya el alto riesgo que suponían años atrás.

Gracias a los avances en la investigación así como a un adecuado tratamiento y prevención de los problemas médicos derivados del Síndrome de Down, hoy en día las personas con trisomía 21 han logrado alcanzar un adecuado estado de salud y, muestra de ello, es que su calidad y esperanza de vida ha aumentado considerablemente en los últimos tiempos.

¿Existe una prueba para detectar el Síndrome de Down?

Es correcto afirmar la existencia de una prueba para detectar el Síndrome de Down. Las mujeres embarazadas pueden optar por evaluar a su bebé para el Síndrome de Down antes de que nazca. Los médicos pueden realizar diferentes pruebas en diferentes momentos durante el embarazo para comprobar si un bebé tiene Síndrome de Down.

¿Cuáles son los problemas del desarrollo madurativo que pueden ser causados por el Síndrome de Down?

Los bebés con Síndrome de Down pueden tomar más tiempo para aprender a sentarse, caminar y hablar. Algunos niños con Síndrome de Down también pueden tener problemas con su comportamiento.

¿Qué problemas médicos pueden ser causados por el Síndrome de Down?

Una persona con Síndrome de Down puede tener diferentes tipos de problemas de salud. Los problemas médicos que más frecuentemente pueden afectarlos distintas alteraciones:

• Del corazón.
• En la sangre.
• Inmunológicas.
• En el sistema digestivo.
• En las hormonas, que son sustancias que controlan el funcionamiento del cuerpo.
• En la respiración.
• En las articulaciones de los huesos.
• En la Visión y audición.
• En la piel.

Los niños con Síndrome de Down deben ver a un médico para controles regulares, en los cuales les harán exámenes y/o pruebas para detectar problemas que pueden ser causados por el Síndrome de Down.

¿Cómo se tratan los problemas causados por el síndrome de Down?

Los médicos pueden tratar la mayoría de los problemas que son causados por el Síndrome de Down. Muchas personas con Síndrome de Down viven una vida feliz y plena. Por lo general necesitan ayuda con algunas tareas del día a día. Actualmente desarrollan sus competencias gracias a los distintos programas educativos optimizados, avances médicos, mejor entendimiento de la patología, y por el cuidado de la comunidad en general, sumado al apoyo de sus familiares y amigos.

SERVICIO DE PEDIATRÍA